El milagro navideño de WestJet o cómo ser viral sin ser objeto de burla

Cuando aún nos estamos recuperando del infame anuncio de la Lotería de Navidad que ha llenado de memes y parodias las redes sociales, nos encontramos con acciones de marketing navideñas que nos devuelven la fe en la creatividad. Hablo de la espectacular campaña con la que la aerolínea canadiense Westjet nos ha sorprendido a todos.

Westjet

Los pasajeros de la aerolínea que volaban con la compañía destino a Calgary (Canadá) encontraron en las terminales de los dos aeropuertos de origen una pantalla donde escanear sus billetes antes de embarcar que les permitía hablar con Papa Noel en directo. Las caras de los viajeros al escuchar cómo Santa Claus les llamaba por su nombre mientras les preguntaba qué querían por Navidad no tienen precio. Niños, adultos y ancianos con la boca abierta miraban sorprendidos y divertidos la pantalla situada dentro de un enorme regalo mientras iban respondiendo a Santa qué querían: juguetes, un snowboard, un ipad, vuelos para ver a sus familias en Navidad…

La cosa no quedó ahí. Mientras los pasajeros volaban a su destino, un grupo de 150 voluntarios de la compañía Westjet corría a comprar los regalos que cada uno de ellos había pedido a Papa Noel. Cuando los pasajeros desembarcaron del avión y se dirigieron a la cinta de equipaje empezaron a desfilar, perfectamente envueltos y con el nombre de cada uno, los regalos que habían pedido mientras Papa Noel entraba en la sala y todo se convertía en una fiesta. Sonrisas, lágrimas, abrazos… fueron captados por cámaras ocultas mientras los afortunados viajeros desenvolvían sus regalos. Echad un vistazo al vídeo que aparece en la cabecera de post para que os hagáis una idea.

Directo al corazón, con un storytelling impecable y una edición muy divertida que transmite el estrés de los «elfos» voluntarios de la compañía mientras compraban los regalos. Una voz en off entrañable que nos traslada a los cuentos de navidad de nuestra infancia cuando todo era posible. No es de extrañar que se haya convertido en viral. El vídeo se colgó en el perfil de YouTube de la compañía el pasado domingo y en un día obtuvo 300.000 reproducciones. No ha pasado una semana y se acerca a las 900.000. Mientras tanto, los medios de comunicación canadienses y estadounidenses se han hecho eco de la noticia, Twitter se ha llenado de tuits que alaban la acción de la marca y el blog oficial de la empresa ya tiene 21 comentarios.

Westjet es un ejemplo de cómo la creatividad permite convertir una acción navideña en un viral sin perder su reputación como marca, más bien al contrario, consiguiendo ensalzarla. También son un paradigma de cómo aprovechar recursos y dar alcance a través de sus medios sociales para conseguir más difusión, más interacción y seguramente muchos más fans y seguidores. Un milagro navideño en toda regla.

Author: Olga Lareo Adicta al Social Media. ¡Sígueme en @daennerys!